Menú Cerrar

EL FUTURO DEL
EMPAQUE:
TENDENCIAS PARA EL
2020

Este especial incluye las tendencias y oportunidades
de crecimiento en todos los tipos de sustratos, y
describe cuáles deben ser sus prioridades de inversión.

Aunque según el informe “Perspectivas de la Economía Mundial 2019”, publicado por el Fondo Monetario Internacional, la actividad manufacturera sufrió una desaceleración en los últimos meses —en gran parte generada por las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China— el sector de empaques y envases sigue siendo uno de los motores más importantes de desarrollo económico a nivel mundial.

Los recientes avances tecnológicos, combinados con la demanda de sostenibilidad de los consumidores y los nuevos entornos de mercado, están impulsando el crecimiento de la industria, cuyo valor de mercado podría alcanzar los USD 1.000 millones en 2023, lo que significa una tasa de crecimiento anual de 3 %.

Para comprender este fenómeno y entender hacia dónde se dirige el sector, es necesario empezar por conocer la transformación que ha sufrido en los últimos años.

INDUSTRIA DEL EMPAQUE:
SITUACIÓN ACTUAL

Durante la década pasada, la industria global del empaque disfrutó de un crecimiento constante, impulsado por cambios en la elección de sustratos, expansión de nuevos mercados y cambios en las dinámicas de propiedad.

De acuerdo con all4pack, y con base en un reporte de Smithers Pira, en 2017 el valor del mercado de empaques y envases a nivel mundial fue de USD 851 mil millones, lo que representó un aumento de 2,8 % con respecto a 2016, a precios constantes. En 2018 esta cifra llegó a USD 876 mil millones, y para 2023 se espera que alcance los USD 1.000 millones.

Asia es actualmente el mercado más grande con un 42,1 % del consumo mundial de empaques; seguido de Norteamérica con el 24,3 %, y Europa occidental con el 18,4%.

Las economías de Europa oriental, América Central y América del Sur, Medio Oriente y África representan el 15,2 %.

En el reporte de Euromonitor, se presenta el volumen de empaque por región, en millones de unidades, para 2018, como se aprecia en la figura 1.

En cuanto a materiales de empaque, el cartón corrugado es el de mayor consumo, impulsado por el auge del comercio electrónico. De hecho, el 75 % de los empaques utilizados para envíos de compras en línea, están fabricados con este material. Se estima que el uso de corrugados tenga un crecimiento anual de 3,4 % hasta 2023 (figura 2).

Los empaques flexibles, ya sean basados en papel y/o plástico, muestran un crecimiento frente al plástico rígido por ser una alternativa más conveniente debido a su bajo peso. Se estima que este material crecerá un 4,3 % en valor por año, hasta 2022 (figura 3).

5 TENDENCIAS QUE IMPACTAN LA
INDUSTRIA DE EMPAQUES EN EL MUNDO

1. Comercio electrónico: Las ventas en línea han crecido en más del 17 % en el último año, y este número aumenta día a día. Ahora depende de la industria del empaque encontrar formas de hacer frente a la alta demanda y garantizar que se mantenga una productividad efectiva. El comercio electrónico trae consigo nuevas oportunidades en esta materia:

  • Mayor volumen de producción para responder al aumento en la demanda de empaques individuales.
  • Nuevos tipos de empaque con atributos como facilidad, embalaje con enfoque en el desempacado, devoluciones simples, y manejo robusto de la cadena de suministro con empaques individuales capaces de soportar la rudeza de la manipulación de los envíos.
  • Nueva generación de empaques que puedan actuar como un facilitador para mejorar la rentabilidad en mercados altamente competitivos y con márgenes estrechos.
  • Convergencia de envases primarios y secundarios para permitir la eliminación de la caja exterior, exigiendo que el embalaje primario tenga el diseño adecuado para el envío directo a los consumidores.
  • Diseños para alta automatización. Con la expansión del comercio electrónico, aumenta la demanda de diseños de envases que también satisfacen de manera eficiente las necesidades de tecnologías de almacenamiento y llenado con inteligencia artificial o totalmente automatizadas.

2. Preferencias de consumo cambiantes: El auge de la personalización, la búsqueda de mayor conveniencia, el interés en la salud y el deporte, y la importancia que los consumidores le dan al precio de los productos, conducen a un aumento de unidades de mantenimiento en almacén o de referencia (SKU por sus siglas en inglés).

  • Mayor conveniencia. Los nuevos productos están diseñados pensando en la comodidad en los consumidores. Esto aumenta los requisitos del envasado, con características como resellabilidad y retapabilidad, fácil apertura, retención de la frescura, alimentos listos para consumir, portabilidad, y paquetes de una sola porción, entre otros.
  • Menos leal, más local. Los consumidores aprecian los productos fabricados localmente, ya que les da una sensación de mayor seguridad del producto, junto con atributos positivos adicionales (por ejemplo, "es bueno para la economía local").
  • Interés en la salud y el bienestar. Las personas son cada vez más conscientes de su salud y bienestar. El etiquetado frontal se está convirtiendo en el estándar mundial para productos alimenticios en un esfuerzo por satisfacer la demanda de transparencia de los consumidores.
  • Mayor variedad y personalización. Los consumidores optan por la personalización en el embalaje. La impresión digital juega un papel importante en la personalización para los productos de alta rotación.

3. Reducción de márgenes para ventas minoristas y bienes de rápido consumo. La sensibilización de los consumidores sobre los precios, está ejerciendo una enorme presión a la baja sobre los precios al por menor.

4. Incremento de los requerimientos de sostenibilidad en cada etapa de la cadena de valor. La mayoría de los consumidores afirman estar muy preocupados por el medio ambiente, con las tasas más altas registradas en las economías emergentes. 

  • Los gobiernos están adoptando medidas para aumentar el reciclado y establecer reglamentos selectivos para reducir el uso de plástico. En los Estados Unidos, 16 estados han promulgado legislaciones sobre bolsas de plástico. Europa e India también están impulsando la prohibición de los plásticos de un solo uso, como se anunció en 2018. Ese mismo año, Chile se posicionó como el primer país en prohibir el uso de bolsas plásticas. Otros países en Latinoamérica han tomado medidas como tasas impositivas al uso de bolsas, como es el caso de Antigua y Barbados, Belice, Colombia, Costa Rica y Panamá.
  • La Unión Europea identificó el manejo responsable de los plásticos como una prioridad clave del desarrollo del plan de acción y estableció como meta que a 2030. Se espera que todos los envases de plástico sean reutilizables o reciclables de manera sustentable, como parte de las políticas de economía circular en esta región.

5. Empaques inteligentes e Internet de las cosas (IoT): Con el auge de la digitalización, las empresas se orientarán en ofrecer mayor valor a sus clientes y buscar nuevas áreas de negocio.

  • Se cambiará la forma de interactuar con los envases, incorporando dispositivos que maximicen el poder de estos como herramienta de marketing. Algunas de las soluciones que cobrarán más importancia serán los códigos QR, y las tecnologías RFID y NFC.
  • En el corto plazo, la digitalización permitirá desarrollar soluciones de seguimiento y localización a nivel de la unidad de empaque, permitiendo una trazabilidad del mismo en la cadena de suministro (por ejemplo, para retiros por calidad de producto, seguridad alimentaria, entre otros). La adopción de las tecnologías digitales está aún en la infancia y requiere de economías de escala para que los costos de implementación a nivel de unidad sean competitivos.

SOSTENIBILIDAD, FACTOR CLAVE
A LA HORA DE INVERTIR EN SUSTRATOS

A pesar de las consideraciones ambientalistas, el plástico continúa liderando las principales tendencias de consumo de empaques.

En la dimensión de sostenibilidad, el papel, cartón, el metal y el vidrio tienen fuertes ventajas en reciclabilidad y renovabilidad.

Empaques plásticos rígidos y flexibles, ¿sorpresa en sostenibilidad?

El desafío es encontrar el enfoque adecuado que presente las bondades del plástico. Los frentes de trabajo son: 

  • Reducir el material plástico: reducir aún más el peso y el exceso de embalaje mediante el uso de materiales ligeros de última generación, y simplificar las fórmulas de los materiales y los diseños de empaque.
  • Mejorar el ciclo en la cadena de valor: Aumentar la reutilización de empaques, impulsar el reciclaje y aumentar la proporción de materiales reciclados en el embalaje.
  • Buscar materiales plásticos verdaderamente biodegradables: para reducir el impacto de cualquier envase plástico, pero también para no interrumpir, contaminar o perjudicar otras corrientes de reciclaje de plásticos.
  • Innovar para crear productos y hojas de ruta que aborden las deficiencias actuales de sostenibilidad: por ejemplo, bolsas 'pouch' flexibles totalmente reciclables que a la vez tengan propiedades de alta barrera similares a las de estructuras multicapa.

Auge del papel y el cartón para empaques primarios

Las nuevas tendencias han impulsado el aumento del papel y cartón en empaque primario. Desde un punto de vista sostenible, se espera la demanda de soluciones de papel con alta barrera, alta reciclabilidad y alto contenido de material reciclado.

Por ejemplo, el uso de vasos de papel con recubrimiento natural de alta barrera que sea altamente reciclable, abre una gran oportunidad para mejorar la sostenibilidad de los envases de un solo uso.

Vidrio y metal: ¿llegó su renacimiento en las estanterías?

Las oportunidades de crecimiento están en resaltar sus fortalezas: altísima barrera, alta reciclabilidad, potencial de reutilización y posibilidad de una gran proporción de contenido reciclado en cualquier tipo de envase, los convierten en una posibilidad para ofrecer alternativas a envases plásticos. Las opciones de contenedores metálicos de bajo costo por su reducción en espesor, son una alternativa viable frente al plástico.

PRIORIDADES DE INVERSIÓN PARA CREAR
NUEVAS ESTRATEGIAS DE NEGOCIO EN EMPAQUES

Para preservar su valor y crecimiento, las compañías de empaque deben tener en cuenta las siguientes claves: innovación, agilidad, reasignación de activos y recursos, colaboración  y sostenibilidad.

  • La inversión en investigación, desarrollo e innovación debe incrementarse significativamente a través de esfuerzos orgánicos y asociaciones para cambiar el mix de productos y mantenerse competitivos. La inversión de las compañías top de empaque flexible en los últimos 5 años fue de aproximadamente el 1,5 % de sus ingresos en I+D+i. Los demás sectores deben esforzarse por invertir al menos lo que la industria de flexible invirtió, con enfoque en la integración de la tecnología, reciclabilidad y contenido de reciclado. 
  • Procesos más ágiles para manejar la proliferación de SKU impulsada por el comercio electrónico y las preferencias de consumo. La demanda por personalización, tanto en la estantería como para compras online, requiere una cadena de suministro más ágil y procesos para responder a las exigencias de los consumidores, minoristas y fabricantes, para mayor novedad y disfrute sin costos extra. 
  • Fusiones, adquisiciones y relocalización de activos como respuesta al crecimiento del comercio electrónico, preferencias de consumo y requerimientos de los fabricantes de bienes de consumo rápido. La necesidad de crecimiento expansión, integración vertical y relocalización de activos es relevante para lograr un crecimiento. 
  • Fuerte colaboración con los fabricantes de mercancía de alta rotación, minoristas y proveedores, para preservar relaciones a largo plazo. Esto favorecería una mejora en los márgenes de utilidad. 
  • Entendimiento del futuro de la sostenibilidad y su impacto en el mix de productos actual y futuro. Para ser exitoso en el frente de la sostenibilidad, los convertidores requieren socios para crear cadenas de valor circulares, eliminando el desperdicio y mejorando la experiencia de producto a través del diseño y la mejora en materiales. 
  • Buscando fuera de la caja de empaque. Mientras se buscan respuestas para entender lo que requiere el envase, se pueden realizar estudios de mercado para conocer más el producto y mejorar la relación con la academia, para crear centros de emprendimiento.

Las compañías que construyan su cubo de estrategia de segmentos de mercado, usos finales y sustratos, a la luz de las tendencias y los elementos clave de una fórmula ganadora, incrementarán sus oportunidades de aterrizar sus empaques en mercados de alta rentabilidad y crecimiento.

 

CONTEXTO
LATINOAMERICANO

  • El material de empaque de mayor uso en América Latina es el flexible, principalmente en la industria de alimentos, la cual ofrece la mayor oportunidad de crecimiento con miras a 2023.
  • Otro de los motores de crecimiento en la región son los empaques de tamaño pequeño, impulsados por su fácil portabilidad, así como su enfoque hacia mercados de bajo costo.
  • El cambio en uso de empaques retornables para bebidas no alcohólicas hacia multiempaques de contenedores de plástico de pared delgada y empaques de cartón para líquidos, particularmente en tamaños para niños, por la conveniencia en su uso y portabilidad, es una oportunidad a futuro.
  • El crecimiento de la popularidad de las bebidas energéticas en la región ha impulsado la demanda de empaques metálicos en la banda de 101 a 300 ml. Las ventas de multiempaques de cerveza ha aumentado fuertemente en Brasil y México.